Croquetas

Croquetas 

 

Tiempo de preparación: 30′ para la bechamel y otros 30′ para envolverlas y freirlas.

Ingredientes para 4 personas:

  • 600 gr. de leche entera
  • 4 cucharadas soperas de harina en colmo (hay una especial sin grumos)
  • sal
  • aceite
  • jamón serrano, o pollo cocido, o huevo duro, o bacalao… al gusto.
  • 2 huevos
  • pan rallado

Preparación:

En un bol se echa la leche y la harina con un poco de sal y se baten con la batidora. Se mete al microondas cubierto por espacio de 3′.
Se saca del microondas y se vuelve a bastir para obtener una crema homogénea.

Mientras, se pone al fuego una sartén con un fondo justo de aceite y cuando el aceite está caliente se vierte la crema que hemos preparado con la harina y la leche. Se da vueltas todo el tiempo durante 7′ a fuego medio, hasta que quede la harina bien cocida y la salsa bastante espesa. Cuando falte 1′ para terminar la cocción, se añade el ingrediente que hayamos elegido y preparado, sea el jamón, el pollo, el huevo duro… en pequeños trozos, para que se vea pero no sea un trozo demasiado grande. Se remueven juntos la crema y el jamón o ingrediente elegidos hasta que se haya repartido por todo. Al pasar el tiempo, se retira del fuego y se vierte la mezcla en una tartera de cristal, de las que sirven para el horno, previamente humedecida con agua fría, y se deja enfriar la masa al aire libre.

Esto hay que hacerlo a la mañana para la noche, o a la noche para el mediodía siguiente. Tras un par de horas, se mete en el frigorífico y se guarda ahí hasta que vayamos a envolver las croquetas.

Cómo se preparan las croquetas: Se pueden hacer de forma alargada o redonda, según los gustos de cada uno. Se baten dos huevos en un plato hondo, se prepara abundante pan rallado en otro plato hondo y se va cortando la bechamel del tamaño deseado para cada croqueta. Se coge una bola de masa, se mete en el pan rallado y con la mano se le da la forma deseada; se pasa después por el huevo batido y de nuevo por el pan rallado, terminando de darle la forma deseada. Se hace esto con toda la bechamel que hemos preparado, salen unas 30 ó 40 croquetas según el tamaño.

Se van poniendo en una fuente y cuando están todas preparadas, se enciende el fuego, se pone una sartén con abundante aceite y cuando el aceite está caliente se echan las croquetas, sin que estén apelotonadas en la sartén para que se puedan girar con facilidad. Se baja el fuego para que no se queme el pan rallado, se doran por ambos lados y listo.

¡Ñammmmmm!